sábado, 17 de marzo de 2012

Laila Winter y el Corazón de las Sombras

Imagen de toromitico.blogspot.com
Título: Laila Winter y el Corazón de las Sombras
Autor: Bárbara G. Rivero
Editorial: Toromítico
Año de publicación: 2011

Érase una vez una chica que descubrió un libro en el Relay de una estación de autobuses. El libro se llamaba Laila Winter y las Arenas de Solarïe, en su portada aparecía una chica de pelo verde con un cuervo en el hombro y, según el resumen que aparecía en la contraportada, era de fantasía. Cuando acabé de leerlo, me había convertido en una adicta, y en 2010 leí las dos continuaciones de la historia de Laila: Laila Winter y los Señores de los Vientos y Laila Winter y la Maldición de Ithirïe. Aunque entre lectura y lectura se me iban olvidando algunos de los numerosos detalles de Faerie y las aventuras de Laila en sus amigas, es justo reconocer que, sin grandes aspavientos, esta tetralogía se ha ganado a pulso un puesto de honor entre mis sagas preferidas.

Laila Winter y el Corazón de las Sombras pone fin a la historia de la heroína titular y sus tres amigas, las hadas Aurige, Nimphia y Cyinder, aunque ésta última permanece bajo el dominio de Maeve, que reina en Solarïe a través de ella. Mientras tanto, Laila está dispuesta a hacer cuanto sea necesario para rescatar a Nïa del mundo de las sombras y sellar la puerta al mismo, enclavada en el Templo del Amanecer, pero no es la única que tiene planes, ya que la reina Titania tiene una alianza con los Señores de los Vientos, con los que pretende derrotar a Maeve, sin olvidar, claro está, a ese fastidioso nemhirie que piensa sacarle de la cabeza a Aurige como sea.

Mientras leía Laila Winter y el Corazón de las Sombras no podía evitar recordar la primera entrega de la saga, en la que ni se sospechaba la magnitud que alcanzaría el desenlace de la historia, que se vuelve más oscuro a medida que  las protagonistas se acercan a su objetivo. El protagonismo absoluto vuelve a recaer en Laila dejando un poco descolgadas a Cyinder, Nimphia y Aurige, y aunque el desarrollo lo requiere, se echa de menos el buen rollo y la camaradería de las primeras entregas. De hecho, encontré bastante más interesante los capítulos protagonizados por Nïa, cuyos sorprendentes poderes están expuestos de manera muy concisa.

La mezcla de folklore británico en lo referente a las hadas y el toque "a la española" dan como resultado una tetralogía fascinante con un final más que digno en su última entrega, más que recomendable para los amantes de la fantasía.

Puntuación: 9

2 comentarios:

  1. Me encanta! me lo apunto!!! Gracias por la reseña, besitos!

    ResponderEliminar